Aluminio en la industria farmacéutica.

El aluminio fue descubierto en 1809 por Sir Humphrey Davy y fue aislado por primera vez en 1825 por Hans C. Oersted. Sin embargo, a pesar de ser el tercer elemento más abundante en la corteza terrestre, se consideró al principio como un metal semi-precioso y por lo tanto sólo se aplicó en piezas de lujo debido a su alto coste en producción. A finales del siglo XIX, con el aumento de la producción y la reducción de los precios, este metal comenzó a ser utilizado también en la producción de utensilios de cocina. Pero no fue hasta comienzos del siglo XX cuando comenzaron a desarrollarse y producirse aleaciones de aluminio con altas propiedades mecánicas, que finalmente permitieron su uso en otras industrias.

 

Una de ellas es la industria farmacéutica. El envase de los medicamentos tiene una gran importancia, no solo para mantener toda su calidad y propiedades, sino por que puede llegar a convertirse en la  imagen de marca en el mercado

 

Aluminio industria farmaceutica

El aluminio tiene propiedades incomparables y características únicas para esta industria como:

  • Aisla perfectamente de la humedad, microorganismos (bacterias), luz, oxígeno y otros gases.
  • Crea una barrera de protección necesaria entre el producto y el exterior.
  • No añade olor o sabor a los productos, ya que no reacciona con ellos.
  • No es tóxico o peligroso para la salud ya que no contiene plasticidas y es, además, respetuoso con el medio ambiente.
  • Facilita los envases sencillos ,pero a su vez los cierres de seguridad para niños
  • Puede sellarse herméticamente
  • Es moldeable y se adapta facilmente a la maquinaria de producción de envases.
  • Es apto para el almacenaje a largo plazo

 

Debido a todas sus propiedades se ajusta perfectamente a los requisitos para su uso en envases farmacéuticos, conviertiendose en el material principal en contacto directo con el producto, envolviéndolo y manteniéndolo seguro.

 

Hay otros importantes beneficios relacionados con su uso:

 

  • El foil de aluminio puede ser fácilmente recubierto, laminado, impreso, cortado o dividido, formado y grabado en frío, lo que lo cualifica como una herramienta extremadamente versátil para un diseñador de envases.
  • Garantizada y probada eficienciaen la procesación de blister

 

Según el “Product Complexity Index” (PCI), el foil de aluminio es el 275º producto más comercializado en el mundo y el 281º más complejo, siendo el metal no ferroso más importante.

Lodec Jinshu es capaz de suministrar a todo el mundo una amplia gama de productos de aluminio como por ejemplo  foil de aluminio, placas de aluminio, láminas de aluminio y tubos de aluminio en una gran variedad de aleaciones y tamaños. A parte de precios muy competitivos, nuestra oferta también incluye soluciones financieras flexibles y un equipo competente, experimentado, confiable y siempre disponible para ayudarle. Pongáse en contacto con nosotros y le proporcionaremos presupuestos y soluciones innovadoras adaptadas a su negocio.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *